Mumalá denunció que la justicia neuquina ejerce violencia institucional y machista hacia las mujeres

Géneros, SECCIONES

Las Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumalá) realizaron una intervención en la puerta de la Ciudad Judicial denunciando el machismo y la falta de protección de la Justicia neuquina. Exigen que la violencia de género sea abordada con especificidad, que existan equipos interdisciplinarios en el fuero penal para atender integralmente a las mujeres víctimas, que se haga un seguimiento efectivo de las medidas perimetrales y que hayan penas más duras para quienes la incumplen y carcel común para violadores y femicidas.

Intervención en el Poder Judicial. Foto Facebook Mumala Neuquén.

También exigen que “ante una denuncia de violencia de género se activen -además de la medidas perimetrales- medidas cautelares para establecer inmediatamente una cuota alimentaria para la mujer que se queda a cargo de sus hijos e hijas”, según manifestaron en un comunicado. Este mecanismo está establecido en la ley provincial 2.785 pero, según informaron las Mumalá, se aplica en contados casos.

Otra herramienta de la ley 2.785, de “Protección Integral para prevenir, sancionar y erradicar la Violencia Familiar”, pero señalaron que no se aplica la “compañía protectora”, que implica que las mujeres hagan las denuncias acompañadas de alguien de confianza.

La intervención fue para denunciar que en toda la provincia hay sólo una fiscalía de violencia de género, que el Poder Judicial ejerce violencia institucional hacia las mujeres, que “las mujeres víctimas de violencia llegamos a las audiencias sin patrocinio letrado ya que las defensoras oficiales no acompañan a sus víctimas”. Las Mumalá aseguran que “los y las defensores oficiales no cumplen su tarea”. Señalan que en muchos casos ni siquiera conocen en persona a sus representadas, que esquivan las reuniones personales con las mujeres, mandan a trabajadores/as de menor rango en su lugar que no necesariamente tienen la preparación necesaria y que cuando la mujer “pregunta o molesta demasiado” se excusan de la causa, cohartando el acceso a la Justicia.

Colgaron ropa interior femenina y carteles con los nombres de las mujeres asesinadas en los últimos meses. Foto Facebook Mumala Neuquén.

También observan una revictimización constante por parte del Poder Judicial. Que, expresan, expone a las mujeres a malos tratos por parte de jueces, funcionarios/as y trabajadores/as, “que minimizan nuestros miedos, descreen de nuestros relatos, se refieren a nosotras con diminutivos o adjetivos que dan cuenta de una clara subestimación hacia nuestra persona y hacia nuestra problemática”. Relataron que cuando solicitan medidas de restricción perimetral les hacen comentarios como: “pero mamita esta es la primera vez que te amenaza… dale otra oportunidad”, “¿pero te amenazó con un cuchillo o un arma o sólo de palabra?” o “¡pero… lo que me contás sucedió hace más de un mes!”.

Afirman que a pesar de que las instancias de mediación están prohibidas por ley en casos de violencia de género, se llevan adelante “obligándonos a enfrentar al violento cara a cara” y que a muchas mujeres el Poder Judicial les quita sus hijas e hijos “fundando sus fallos en los dichos del padre, sin dar crédito a nuestra palabra por más pruebas que aportemos a nuestro favor”.

Deja un comentario