Escuelita IV: Descontento por las bajas penas del veredicto

Derechos de la humanidad, SECCIONES
Lolin Rigoni en el juicio a represores. Foto 8300Web (Emiliano Ortiz).
Lolin Rigoni en el juicio a represores. Foto 8300Web (Emiliano Ortiz).

Un represor fue condenado a prisión perpetua y las penas máximas para el resto fueron de 10 años. Hubo 4 absoluciones y prisiones en suspenso. El viernes 30 de octubre se dio a conocer el veredicto de la “Escuelita IV”, el cuarto tramo de juicios por delitos de lesa humanidad en la Subzona 52 que comprendía las provincias de Neuquén y parte de Río Negro y La Pampa. Las bajas penas y las absoluciones fueron motivo de rechazo entre aquellos y aquellas que se hicieron presentes. En diciembre se conocerá la sentencia completa y varias querellas adelantaron que apelarán cuando conozcan los fundamentos de las penas irrisorias.

A pesar de que el Tribunal Oral Federal confirmó el horario de la lectura con menos de 24 horas de anticipación, desde muy temprano se hicieron presente las organizaciones sociales, gremiales, los organismos de Derechos Humanos y las Madres de Plaza de Mayo filial Neuquén y Alto Valle. La sala estuvo llena, incluso tuvieron que agregar sillas.

Madres y organismos de derechos humanos repudian el veredicto del juicio a represores. Foto 8300Web (Emiliano Ortiz).
Madres y organismos de derechos humanos repudian el veredicto del juicio a represores. Foto 8300Web (Emiliano Ortiz).

La lectura del veredicto duró menos de media hora y estuvo a cargo del presidente del TOF, Alejandro Silva.

Las penas fueron: 10 años para los ex miembro de inteligencia militar Jorge Di Pasquale, Sergio San Martín y Jorge Molina Ezcurra; 8 años para Raúl Guglielminetti, ex agente civil de ejército y para Osvaldo Laurella Crippa, ex jefe militar; 6 años para el ex comisario Alberto Camarelli y para el ex jefe de sanidad del comando militar Gustavo Vitón. 5 años para Miguel Ángel Quiñonez, ex policía de la comisaría de Cipolletti, para Néstor Castelli e Hilarión de la Pas Soza, ex jefe de sanidad del comando militar. Las penas mínimas fueron para el suboficial Saturnino Martinez 4 años, el ex subjefe de la policía federal Jorge Sosa 4 años, Miguel Ángel Cancrini ex oficial de Policía Federal 3 años y Emilio Rozar ex subjefe policía Federal, también 3 años. Fueron absueltos Enrique Sires, militar de la compañía de comunicaciones; Gustavo Sommer, agente de la policía de Neuquén; Julio Villalobo policía y Ernesto Huilcaín suboficial, ambos de la comisaría de Cipolletti. El único que recibió condena por cadena perpetua fue Oscar Lorenzo Reinhold.

Noemí Labrune.Foto 8300Web (Emiliano Ortiz).
Noemí Labrune.Foto 8300Web (Emiliano Ortiz).

El único imputado que se hizo presente en la sala fue Jorge Di Pasquale y otros siguieron la lectura de la sentencia por teleconferencia. Sin embargo la no participación en sala de los imputados no impidió las palabras de repudio, rechazo y las consignas que elevaron a viva voz los allí presentes. Familiares, víctimas, militantes, todos y todas hicieron manifiesto su descontento.

Tribunal Oral Federal 1 de Neuquén durante la lectura del veredicto de la Escuelita IV. Foto 8300Web (Emiliano Ortiz).
Tribunal Oral Federal 1 de Neuquén durante la lectura del veredicto de la Escuelita IV. Foto 8300Web (Emiliano Ortiz).

Es que no se puede explicar. Se reconocieron los delitos y las torturas como parte de un plan criminal, pero al parecer eso no fue suficiente para alcanzar penas más altas. Fueron más de 100 testigos los que pasaron por la sala audiencia en este juicio que comenzó en diciembre del año pasado. Otro aspecto negativo es el desconocimiento de la violación sexual como delito de lesa humanidad en el marco de la dictadura cívico-militar por parte del TOF. Este es el primer tramo de La Escuelita donde se intentó incorporar este hecho con tal calificación.

Deja un comentario