Se aprobó en Neuquén la Ley de Fertilización Asistida

Salud

1208tablerovotacionSe aprobó ayer en la legislatura por amplia mayoría y a partir de un consenso entre todos los bloques políticos. Fue calificada en el debate como “una ley a favor de la vida”

En su artículo 1º la ley explica que se “garantiza el acceso integral a los procedimientos y técnicas médico-asistenciales de reproducción médicamente asistida”. Además, la ley dispone la creación de un Centro Provincial de Fertilización Asistida de carácter estatal y público, para la realización de tratamientos específicos para pacientes sin cobertura social.

El diputado Jesús Escobar dijo que: “tenemos una enorme alegría por lo que acabamos de aprobar: una ley que va a cambiar la vida de un montón de parejas que padecen infertilidad, ya que a partir de ahora van a poder acceder a los tratamientos, independientemente de contar o no con obra social”.

Además, Escobar resaltó que la constitución ya establece “la planificación familiar forma parte del derecho”. José Russo, diputado del MPN, explicó que estadísticamente la infertilidad afecta al 8 o 9% de la población mundial.

Hubo 32 votos a favor y solamente 2 votos en contra, provenientes del diputado Manuel Fuentes, de NCN, y de la diputada Gabriela Suppicich, del FIT.

Fuentes mencionó como argumento que los tratados internacionales establecen que un niño es una persona desde la concepción hasta los 18 años, así como también lo dice el nuevo Código Civil (en su artículo 19, donde remarca que la existencia de una persona comienza desde la concepción ‘dentro o fuera’ del seno materno). En ese sentido, explicó que las técnicas de alta complejidad, como la fertilización in vitro, exponen a la manipulación y del embrión, situación que afecta la dignidad humana.

Por otra parte, Suppicich explicó: “Hemos votado en contra el proyecto propuesto por el MPN y los K que ha sido avalado por la mayoría de los bloques parlamentarios. Mañana plantearemos nuevamente en el debate la necesidad de modificar los artículos, para que esta ley que atiende un derecho elemental no termine siendo parte del negociado de la salud privada con los recursos de los afiliados del ISSN y del Estado provincial”.

Como autora del despacho por minoría, propuso las siguientes cuestiones: que el Estado debe ser quien garantice el acceso al tratamiento y que se debe incluir un plazo máximo de 180 días para hacer el procedimiento. Además, se pronunció para que el representante de la comunidad ante la comisión sea “no religioso”.

Deja un comentario