El domingo se realizará el referéndum en Cutral Co

Derechos de la humanidad, GUÍA COOPES, Política, SECCIONES
P1110789
Foto prensa de Zanón

Los trabajadores de cerámica Stefani enfrentan una difícil encrucijada frente al referéndum en que se decidirá el futuro de la única planta de ladrillos cerámicos de Neuquén.

Por Jorge Sabatini

Expropiación y estatización SÍ o NO conforman las alternativas existentes frente a un acto eleccionario lógicamente polarizado, y donde el número de los que concurran a votar deberá superar el cincuenta por ciento del padrón, o sea 13.021 votos, para que la consulta sea vinculante; triunfará la opción que recoja más sufragios.

Desde hace cuatro meses los trabajadores vienen pugnando por difundir de manera adecuada entre la ciudadanía de Cutral Có la situación por la que atraviesan y que afecta a 60 familias de la ciudad. No es tarea sencilla: a medida que los contribuyentes responsables se han ido interiorizando acerca del conflicto y las posibilidades de resolverlo que se ofrecen, han comenzado a preguntarse qué implicancias tendrá incrementar la planta de empleados y quien se hará cargos de las deudas que tiene Stefani en la ciudad; la más voluminosa de un millón doscientos mil pesos con Copelco, pero también una no menos importante con Camuzzi.

No faltan tampoco los que, deseosos de que el emprendimiento no fracase, indagan acerca del riesgo de que quiénes gobiernan la ciudad puedan convertirlo en una bolsa de trabajo para responder eventuales demandas de sus punteros políticos comprometiendo la ecuación económica de la planta.

Lo cierto es que esta fábrica, perteneciente a una empresa que invirtió recursos genuinos para instalarse en la provincia a cambio del permiso para extraer la arcilla necesaria para su producción, ha sido arrastrada por la convocatoria de acreedores de la planta de Buenos Aires hacia la cual se desviaron los dineros que Cutral Có generaba. En tal circunstancia, sus trabajadores no ven un peso desde el mes de noviembre.

Abandonados por sus empleadores, el camino de los obreros para llegar a la instancia del referéndum no fue fácil : en marzo presentaron un proyecto de ordenanza, acompañado de 2.480 firmas que el Concejo Deliberante consideró inviable y de los ocho puntos que comprendía sólo acordó aceptar el primero, precisamente el que “declara de utilidad pública y sujeta a expropiación y estatización la planta …”. En abril el Deliberante habilitó el registro que arrojó un total de 3.047 firmas a favor del referéndum y este 4 de julio se decidirá entonces el sí o no a la expropiación-estatización. Después, todo quedará en manos de la Legislatura, la cual deberá cumplir con las previsiones legales que son la determinación de la viabilidad de la expropiación, fijar -vía el Tribunal de Tasación de la provincia- el valor de la misma y luego establecer la partida presupuestaria correspondiente. Una vez cumplidos esos requisitos tendrá que sancionar la ley necesaria y poner a disposición de Stefani el dinero. Si la oferta no fuera aceptada deberá iniciar el juicio de expropiación.

El del domingo es un paso fundamental porque si se obtiene un resultado favorable a los intereses de los trabajadores tendrá influencia sobre la decisión que tomen los legisladores, pero aunque después de conocido el resultado igualmente subsistirá el mismo problema: ¿de dónde saldrán los recursos para el sostén de los trabajadores y sus familias?

3 comments

  • Hasta noviembre del año pasado pagaban los aportes, y los sueldos. Sòlo se habìan atrasado en unas quincenas, pero el problema se agravò y tiraron la toalla. Creo que todo se originò “a propòsito”. Hay una ola de cooperativizaciòn a semejanza de Zanòn porque atràs de ellos esta Hebe ex Bonafini (a pedido del pobre ex-marido que ha pedido que no use y mal use su apellido)hoy Pastor, que usa los dinerillos del Gobierno para construir casas a un precio muy conveniente pagando a Empresas a las cuales como a todas se les cobra un diezmo ( con mucha suerte llega a ser el diez…veinte, treinta y màs) Nosotros cuando compràbamos a FASINPAT hacìamos el depòsito en una cuenta de esa persona y otras como ellas.Y hoy tienen mucho podeR OTORGADO POR UNA INTERPRETACIÒN DELOS HECHOS QUE HACEN de un perìodo de la historia los K, tan originales y “convenientes” ellos.
    Pero siguiendo con Stefani. Creo que el gran suceso fue que los obreros pararon el horno y con ello la fàbrica. Ahì se pudriò todo. Preguntate con què derecho. Vos podès protestar y parar si querès llamar la atenciòn. Pero no podès matar a la gallina de los huevos de oro. Claro que cobraban promedio medio 4.000 pesos. Y por eso empezaron a andar mal, por eso no cerraron las cuentas y los de la fàbrica central se desligaron un poco de ésta.Y cómo se podían enderezar si la fábrica estaba parada? perdieron clientes, ya no confiaron en ellos, debieron plata de los pagos por adelantado,y del los sericios etc.etc. Eso fue a propòsito y los de Zanon aprovechàndose de la gente ignorante y de los malintencionados de siempre, que no son obreros.
    Ahora:`no es el rol de un Municipio ( y no hablo de Municipalidad) hacerse cargo de eso. Como ciudadana no quiero que los dineros de todos se ocupen para eso. Fundamentalmente porque se tienen que hacer cargo de sus errores.Corresponde decretar la quiebra y que se hagan pago con el remate los obreros. Porque tienen que asumir que ellos hicieron bastante para perder la fábrica.
    Sacaran unos pesos…y después?
    Con Fasinpat pasa lo mismo, la cooperativa es una bolsa de gatos. La calidad no existe.El mercado que tenìan hoy no lo tienen y trabajan subsidiados por la Sra. Pastor y los K. Cuando se vayan, veremos qué pasa. Por lo pronto tienen un hàndicap como pocos en la vida.

  • Muy instructivo el comentario firmado con el apodo Isabel. Es riguroso y cierto hasta la frase “Hasta noviembre del año pasado pagaban los aportes”. Luego mantiene la redacción de las operaciones de prensa de la inteligencia militar (a pesar del contrasentido implícito).
    Interesante ¿verdad?

Deja un comentario