Un lobo del proceso con piel de militante de izquierda

POPURRI

lobo-disfrazado-de-oveja-269x300El firmante de este artículo, Jorge Sabatini, fue uno de tantos que creyó a Raúl Alejandro Tarifeño un militante de izquierda. Y hasta le dedicó una nota. Fue así:

Cuando, recuperada la democracia, las organizaciones políticas se afanaban en la captación de interesados en sumarse a sus filas, en Cutral Có destacaba en la militancia del PC el mencionado Tarifeño. Como activista barrial también era referente del Barrio General San Martín (conocido como “500 Viviendas”) y acostumbraba ser uno de los interlocutores con los que más confrontaba Simón Jalil, intendente de la ciudad por entonces  y con la saludable costumbre de visitar periódicamente cada barrio con su gabinete comunal.

Cuando comencé mi actividad en Radio Municipal, Tarifeño se convirtió en asiduo concurrente a nuestro programa político en su carácter de integrante de la conducción del PC local primero, y luego  como vocero del MAS, el partido de Luis Zamora al cual emigró.
Era de una dialéctica incisiva; en los espacios a los que era invitado generaba polémica y debate,  ingredientes esenciales de todo programa que aspire a revestirse de un mínimo de interés para el oyente.

Cuando a fines de esa década escribía  en el periódico “Tribuna Abierta” decidí retratarlo en un reportaje como un virtual paradigma de la izquierda.
Así lo creía yo. Pero luego se sucedieron algunas revelaciones.

A partir de un conflicto familiar,  de pronto cayó sobre Tarifeño una acusación grave: según su esposa él era “un colaborador de los servicios”. A la televisión local incluso se aportaron pruebas escritas de los presuntos informes que confeccionaba. No obstante, él lo negó,  y atribuyó al despecho de la que ya era su ex mujer los resultados de una campaña en su contra.

En los meses que sucedieron a la muerte del soldado Carrasco, un alto funcionario político del gabinete de Adolfo Grittini fue visitado por dos miembros del Ejército con asiento en Zapala; su tarea –que resultaría infructuosa, por otra parte-,  desalentar a Grittini y a dicho funcionario a que concurrieran a reunirse con Menem para pedir la derogación del servicio militar obligatorio. Según contó ese funcionario, el nombre de Tarifeño fue mencionado por estos militares en algún momento de la charla, aunque no precisamente en tono laudatorio.

Y ahora, si alguna otra prueba era menester que fuera aportada, la revista Veintitrés ha dado a conocer la nómina de militares que integraron el Batallón 601 de Inteligencia de Campo de Mayo y de los diferentes destacamentos similares que en distintas partes del país reportaban a él. En Neuquén, por caso, el Destacamento de Inteligencia 182, de triste memoria. En la nómina de personas que formaron parte del mismo como colaboradores civiles (y delatores) , como  Agente de Reunión (Recolector de datos) entre el período 1976-1983, figura Raúl Alejandro Tarifeño.

No obstante, como se describe más arriba, la tarea de Tarifeño no cesó en 1983, como de seguro habrá sucedido también con muchos otros de los nombres que se publican en el dossier mencionado.

A Tarifeño he vuelto a verlo en alguna que otra movilización popular alineado siempre a diferentes organizaciones de izquierda. La estatización de FASINPAT o la cárcel para los genocidas del Proceso, sus mandantes, lo van a encontrar en la primera fila de los que entonces manifiesten.
Si uno tuviera que preguntarse por qué lo hace, sería poco probable que la recompensa material  fuera la respuesta. En las pocas ocasiones en que me tocó volver a verlo  luego que se fuera al barrio Los Troncos de Plottier, tripulaba los mismos desvencijados modelos de automóvil que acostumbraba conducir en Cutral Có.  Habrá que colegir entonces que se trata de una cuestión ideológica, por más que el derecho a modificar nuestra estructura de pensamiento nos cabe a todos. Yo lo he hecho alguna vez. Como dijo John Locke: “La coherencia es una cualidad de los espíritus débiles”.

9 comments

  • porque traen esto aora ,adonde quieren llevar nuestra atencion y desviarnos de la realidad en qe estamos viviendo,terrorismo es lo qe estamos viviendo , bajos sueldos, falta de oportunidades para nuestros jovenes que terminan perdiendose en la droga que el mismo gobierno permite su libre transito hambre , falta de recursos en escuelas y hospitales lo qe deriva en la mala atencion ala salud , que se dejen de joder conosco gente qe estuvo como intendente y no x eso anduvo matando a nadie dejen esa gente vivir en paz , y que paguen los verdaderos culpables que todavia faltan varios

  • Sí, pero hay investigaciones judiciales en curso y algo que conviene no ignorar es que Tarifeño eligió dejar de ser empleado bancario para transformarse en ‘recolector de datos’.

  • A doña María Rosa: ¡Señoooora! Diga usted cuándo le queda cómodo que se trate el tema y lo trataremos cuando usted disponga. Claro que pasaron 35 años y como usted no dijo nada supusimos que ya podíamos empezar a hablar… Pero si le molesta, lo podemos postergar otros 35 años ¿le parece bien? También hay quienes consideran que este terrorismo de hoy, que usted tan agudamente denuncia, es sólo consecuencia de aquél perpetrado por la dictadura. ¡Lo que es la maledicencia! ¿no?

  • ¿No habrán fotitos de este señor tan afecto a “retratar” la sociedad? Sería todo un aporte para quienes todavía puedan descubirr a quién tuvieron a la par, disfrazado como aliado, no?

  • con mucho respeto,digo qe no digo qe no sea verdad solo qe no e visto las pruebas ,de estos casos ,si las veo a diario lo qe yo digo ,nonos agamos los ciegos ,una nota como esta ,no me confirma nada .cuando vea las pruebas pedire disculpas, y qe la justicia aga pagar a qien debe pagar y dios al qe aya juzgado sin pruebas . y tambien debemos condenar a qien a guardado las pruebas qe dicen ,sin pestañear ,a qien le convenia el silencio?me pregunto.

  • Andrea: hoy publicamos una foto en la nota “Un espía que siguió trabajando en democracia”. Esperamos sirva. Saludos!

  • Jorge says,
    La publicación de la lista es una prueba irrefutable y se chequeó convenientemente que se trataba de él. Hasta ahora no había abierto juicio y eso que en mi programa de la tele se mostraron los informes, pero como iban con seudónimo… Pero ahora no dudé. Acá hay cuatro desaparecidos del Operativo Cutral Có cuyas familias, si no se sanciona a los responsables, no encontrarán sosiego. Esto podría ser un aporte a la justicia. Lo que dice Jesús es clave, me parece, en cuanto a cuando comenzó esta pendiente que aún no alcanzamos a remontar.

  • Maria Rosa, doña Rosa, es lo mismo. No deje de lado la H, y segundo, en un tema de tanta trascendencia, para que gastar palabras contestando a una ignorante, no nos corramos del eje.
    Doña ROsa, en 10 años, el “terrorismo de hoy” ya estara añejo para ser perseguido???. Donde esta escrito, socialmente, la tabla de prescripciones de delitos, como es de facil el pulgar para decir “esto interesa” “esto no interesa”, estamos hablando de una persona, que vaya a saber por que interes, si material o no, sigue haciendo un trabajo de inteligencia, que no debe ser tolerado en ningun estado de derecho. Fotos de este personaje, seran de gran ayuda. Hay un informante tambien en la lista, periodista de Canal 10 de Tucuman. Lo que uno se viene a enterar, gracias por la publicacion.

Deja un comentario