Los 10 años de Zainuco se festejaron en Aluminé

Derechos de la humanidad

P1090950Unas 40 personas participaron de una jornada de festejo en Aluminé. Los 10 años de la organización de Derechos Humanos Zainuco fue la excusa para reunirse con quienes han caminado a lo largo de estos años.

Una comitiva de 6 autos llegó de Neuquén. Unas 15 personas los y las recibieron en el “Comanejo” o Gvbamtuwe ruka/ Lugar donde circula el consejo. Entre quienes arribaron estaba Tato Iglesias uno de los mentores de la Universidad Transhumante que desde el comienzo acompañan en Zainuco.

Quienes organizaron explicaron que se decidió juntarse en Aluminé como un amanera de acompñar un región que ha sido golpeada muy duramente por el accionar policial, en aprticular con la represión de la comunidad Currumil.

Allí se trabajó sobre la justicia y las desigualdades contemporáneas. Divididos en grupos con la metodología de taller se analizaron frases de Galeano y el Martín Fierro que exponen con claridad la injusticia contemporánea.

Por la tarde -tras compartir en una gran mesa un rico guiso- se realizó un taller de mapeo colectivo. Por grupos se indicó la presencia de bienes comunes, las problemáticas de los habitantes y las resistencias en mapas del departamento Aluminé y de la provincia de Neuquén.P1090923

En los mapas, los presentes pudimos constatar algunas problemáticas como la ausencia del estado para algunas cosas y la presencia para otras; la contaminación, la plantaciones de pinos ponderosa, los centros comerciales, el turismo, la imposibilidad de acceso al agua y varios otros. Y como contrapartida se resaltaron como signos positivos la resistencia docente, el trabajo cooperativo y presencia de varias recuperaciones mapuce.

Luego, dos jóvenes abogados de Zainuco ofrecieron un charla sobre la baja de la edad de imputabilidad y cómo trabajar sobre ese tema. Expusieron sus reflexiones al respecto y el trabajo que han desarrollado con docentes y estudiantes secundarios. Lo que generó una profunda discusión sobre un tema que está en la agenda de todos los gobiernos.

Ya pasadas las 17, Tato Iglesias tuvo la responsabilidad de hacer un cierre de todo lo compartido en la jornada. En unos pocos minutos describió la nueva situación de los movimientos sociales nacionales, la espinosa relación con el gobierno nacional y la particularidad de Neuquén.

“Excesiva militancia”, describió el Tato la realidad neuquina. Excesiva por la cantidad de movilización, trabajo y por la profundidad de las discusiones que se desarrollan. Pero también excesiva porque hay muchos y muchas neuquinas que debido a su militancia se enferman, lo que también implica un exceso. “Hay que dejar tiempo para otras cosas”, propuso.

Luego se repartió un cerámico de Zanon alusivo al cumpleaños de Zainuco y poco a poco los y las lugareñas volvieron a sus hogares y la caravana emprendió el regreso a la ciudad de Neuquén. Así terminó el festejo de los 10 años de esta particular organzación de Derechos Humanos.

(Las fotos son gentileza de OyR)

Deja un comentario