La CTA va al diálogo con su propio pliego de demandas

Política

La Central se sienta con Sapag para plantear que el problema en Neuquén no es la pobreza sino la riqueza. Hay doce puntos de reclamos. Desde salud, a vivienda, ISSN y subsidios.

 

 

 

Desde la 12 de hoy, la Central de los Trabajadores Argentinos (la CTA) se encuentra reunida en la mesa de diálogo sólo social convocada por el gobierno de Jorge Sapag. A ese encuentro llegó con su propio pliego de demandas, un escrito de once puntos en el que sintetiza sus reclamos.

Entre ellos, el reconocimiento de la CTA en todo el ámbito de la provincia; un nuevo esquema de coparticipación municipal; asignación universal por hijo y la puesta en marcha del Consejo de Planificación previsto por la Constitución.

También le reclaman por mejoras en salud, educación, justicia; el pago de sueldos y aguinaldos en tiempo y forma; el pago de la deuda con el ISSN; tierra, vivienda, acceso al crédito y la eliminación del impuesto a las ganancias para la cuarta categoría.

Los diez representantes de la delegación gremial llegaron al espacio DUAM encabezados por su secretario general, Edgardo Chervabaz. Lo acompañan dos representantes de ATE, dos de ATEN, dos de Sejun y tres de gremios de la actividad privada.

El problema es la riqueza

En el documento que la CTA le entregó al gobernador al inicio del encuentro, hay una fundamentación de los motivos de tales reclamos. Un diagnóstico de situación que parte de la idea de que en el país, “el problema no es la pobreza, sino la riqueza”.

“Se viene construyendo un modelo de sociedad al que podríamos identificar como “estado de bienestar, pero al revés”, por el que el gobierno – como administrador del Estado – interviene en beneficio del sector que más riqueza  ha acumulado, en detrimento de aquel más postergado” dice la Central en su documento de nueve páginas.

“Cualquier intento honesto que apunte a la solución de la terrible situación de hambre y marginalidad de, cada vez más vastos sectores de nuestra población, debe comenzar por discutir una más justa distribución de la riqueza. Porque el camino de considerar solamente “el drama de la pobreza”, conduce  – inexorablemente – a responsabilizar a los pobres de su situación”, agrega.

La CTA considera que esta desigualdad se verifica en situaciones paradojales. “Mientras se condonan o extienden los plazos de pago a privilegiados deudores del  IADEP  – enriquecidos a costas del dinero de los neuquinos-,  se le abonan cifras millonarias a empresas constructoras o se practican lobbies a favor de empresas petroleras multinacionales, la pobreza avanza en Neuquén”.

En ese contexto, dice, el acceso a la vivienda, la salud y la educación “dejan de ser derechos de sus ciudadanos, mientras aumentan los índices de pobreza e indigencia, de desempleo estructural en medio de una distribución regresiva de los ingresos y ganancias empresariales extraordinarias. Jubilados y activos estatales cobran mientras tanto su aguinaldo en cuotas”.

Los puntos del documento

1. Reconocimiento por parte de la Subsecretaría de Trabajo a la CTA en todo el ámbito provincial.

2. Coparticipación. (Una nueva Ley de coparticipación federal de impuestos debería ser el tema central de debate).

3. Asignación Universal por hijo. (De $ 300 para todos los menores de 18 años)

4. Consejo de Planificación. Creación del instituto previsto en el artículo 78 de la Constitución Provincial.

5. Salud, educación y justicia

6.  Pago de sueldos y aguinaldos

7. Cumplimiento de acuerdos sectoriales preexistentes

8. I.S.S.N. (Pago de deudas, recomposición jubilaciones mínimas, )

9.   Tierra, vivienda y acceso al crédito.

10.  Eliminación del cálculo en el impuesto a las ganancias de los adicionales por zona desfavorable y ubicación por zona.

11.  Expropiación de Zanón y entrega de la fábrica a sus trabajadores.

12.  Recursos Naturales. (Hoy se extrae más petróleo pero en contrapartida somos más pobres).

Deja un comentario