Fuentealba II: Para qué sirvió la audiencia pública

Política, SECCIONES
Sandra Rodríguez, Marcelo Guagliardo Secretario General de A.T.E.N. y el abogado Gustavo Palmieri.

La audiencia pública por la causa Fuentealba II  (que se realizó en Neuquén el martes 16 convocada por la Cámara de Apelaciones Penal) sirvió para conocer públicamente el posicionamiento de las partes sobre un hecho central: la responsabilidad del ex gobernador Jorge Sobisch en el crimen del docente Carlos Fuentealba, en abril de 2007.

En esta causa, se intenta determinar quiénes fueron los responsables institucionales y políticos del operativo represivo que terminó con el asesinato del maestro neuquino. El 8 de Julio del año pasado, la cámara Criminal Primera de Neuquén, condenó a prisión perpetua al policía José Darío Poblete como autor material del hecho.

Lo que quedó claro en esta audiencia, es que los defensores de los imputados pretenden cerrar el proceso tal como lo pidió el fiscal Adolfo Velasco Copello, imputando sólo al policía Benito Matus, el que andaba de civil con una camisa blanca disparando lanzagases al cuerpo de los docentes.

Tiene quien lo defienda

En este camino, tanto el abogado Ricardo Cancela como Gustavo Lucero, se convirtieron en defensores de la no inclusión de Sobisch en la causa. Es que si el ex gobernador es imputado, sus clientes no tendrán ninguna escapatoria para la condena. Pero si en este proceso no se incluyen las responsabilidades de “la cadena de mandos”, ni Sobisch, ni el jefe policial ni ningún otro policía pagarán por sus deberes.

La audiencia del martes pasado, fue una instancia lograda a iniciativa de la querella, que pretende que la comunidad conozca los pormenores de un proceso que –a su juicio- está contaminado por la decisión del juez de instrucción, Cristian Piana, y del fiscal Velasco Copello, de no avanzar sobre la responsabilidad de las máximas autoridades de la provincia en momentos del crimen (Sobisch y Pascuarelli) ni de los policías.

Poco nuevo pero bien público

Tal vez para la mayoría, no hubo nada nuevo bajo el sol. Pero el hecho de que el público (el poquito que entró en la sala de audiencias de la sede de las fiscalías) y la prensa pudieran escuchar a los abogados de la querella y de la defensa de algunos de los imputados desgranar sus argumentos, fue algo saludable para la transparencia del proceso.

 

(A partir de esta experiencia, el Tribunal Superior de Justicia reglamentó el procedimento de las audiencias públicas).

Como 8300 web presenció esas audiencias, decidimos compartir con nuestra audiencia los audios completos de las exposiciones que realizaron los abogados Ricardo Mendaña y Gustavo Palmieri de parte de la querella que representa a la familia de Sandra Rodríguez (la viuda de Fuentealba). También la réplica de Gustavo Lucero (abogado de del subjefe de la fuerza, Moisés Soto, del jefe del operativo de Arroyito, Mario Rinzafri, el superintendente de Seguridad, Adolfo Soto y del policía Aquiles González) y Ricardo Cancela, defensor del ex subsecretario de Seguridad de la provincia de Neuquén, Raúl Pascuarelli y del jefe de la policía, Carlos Salazar.

Ficha técnica

  • La causa Fuentealba II investiga la responsabilidad política (de Jorge Sobisch y de Raúl Pascuarelli) y policial (de los jefes de la fuerza) en el crimen de Carlos Fuentealba.
  • La Cámara Provincial de Apelaciones en lo penal (una cámara nuevita) estuvo presidida por Héctor Rimaro y conformada por Daniel Varessio, y José Andrada, como subrogante.
  • La audiencia pública se realizó el martes 16 de junio en la sede de las fiscalías en Antártica Argentina 164 (antes funcionó ahí el Tribunal Superior de Justicia)
  • Estuvieron presentes los abogados de la querella que representa a Sandra Rodríguez y su familia (la esposa e hijas del docente Carlos Fuentealba). Ellos son Gustavo Palmieri y Ricardo Mendaña.
  • También los abogados defensores del ex secretario de Seguridad de la provincia, Raúl Pascuarelli, y del ex jefe de la policía, Carlos Salazar, Ricardo Cancela, y el abogado del subjefe de la fuerza, Moisés Soto, el jefe del operativo de Arroyito, Mario Rinzafri, el superintendente de Seguridad, Adolfo Soto y del policía Aquiles González (el que ordenó detener el auto de Fuentealba), Gustavo Lucero.
  • El hecho central fue si la causa debe ir a juicio como lo pidió el fiscal Adolfo Velasco Copello (imputando sólo al policía Matus) o si deben hacerlo los otros 15 imputados.
  • La querella pretende que se llame a declarar como imputado a Sobisch.

Querellantes Mendaña y Palmieri

Defensor Ricardo Cancela

Defensor Gustavo Lucero

4 comments

Deja un comentario